Mientras que la mayoría de los entusiastas de blockchain siguen adelante y crean su propia criptomoneda, el cofundador derrocado de Augur, Matthew Liston, ha ido un paso adelante formando su propia religión respaldada por la cadena de bloques.

A principios de mayo de 2018, Liston se vio envuelto en un pleito de $ 152 millones con sus antiguos cofundadores, acusándolos de fraude, incumplimiento de contrato y robo comercial. Sin embargo, mientras el juicio continúa en curso, el joven de 26 años parece haber encontrado la paz en una religión que él creó.

Llamada 0xΩ , la religión se inspira en ideologías descentralizadas y en la forma en que los participantes de la cadena de bloques alcanzan el consenso. Además, Liston cree que su protocolo puede revolucionar el proceso tradicional de recibir donaciones mediante el procesamiento de transacciones en la cadena de bloques de Ethereum.

Si bien el concepto puede sonar escandaloso para algunos, Liston cree que el sector religioso representa una oportunidad de mil millones de dólares para la tecnología blockchain.

La describe como “un marco religioso que podría permitir que los conjuntos de creencias se actualicen mucho más rápido, también para democratizar la relación entre la membresía y la convergencia en lo que todos creen en esta religión”

Totems digitales sagrados

Para iniciar el proceso, Liston repartió “tótems sagrados” a 40 partes interesadas. Cada documento contenía una explicación detallada de cómo podría funcionar el modelo de gobierno de la religión, junto con un procedimiento de implementación.

Además, se realizó una “ceremonia religiosa” como parte de la exposición de arte de Rhizome en el New Museum de Nueva York, revelando claves públicas y privadas de Ethereum llamadas “tótems”.

El modelo funcionaría a través de un sistema de voto por proxy inteligente, permitiendo a los creyentes “identificar, aprobar y actualizar” los estatutos religiosos a través de un código de blockchain. Además, los participantes del sistema pueden designar a sus líderes y financiar proyectos de su elección, siempre y cuando se adhiera a la misión de la religión.

El modelo de Liston puede aplicarse a cualquier religión en el mundo, de manera que los grupos religiosos alcancen creencias comunes y se eliminen intermediarios.

El empresario explicó: “La idea es que puedas tomar una religión existente, por ejemplo, el judaísmo y podrías incluir la escritura en una cadena de bloques”.

Fuente:

www.btcmanager.com