Hace un año el empresario japonés Yusaku Maezawa fue noticia por pagar 110,5 millones de dólares en una subasta por un cuadro del artista estadounidense Jean-Michel Basquiat, su nombre volvió a dar la vuelta al mundo, pues será el primer turista en volar alrededor de la Luna a bordo del cohete privado estadounidense SpaceX.

Así lo anunció el fundador de SpaceX, Elon Musk, en su fábrica de cohetes en la sede de la firma Hawthorne, en Los Ángeles de donde sale un cohete cada 14 días.

“¡Escogí ir a la Luna… con artistas!”, dijo Maezawa entre dos enormes cohetes Falcon 9.

El empresario quiere invitar en su viaje a músicos, pintores, fotógrafos, directores de cine, entre otros artistas, para que vivan con él la experiencia de recorrer 238,900 millas en el espacio en unos cinco días, viaje previsto para el 2023.

“Si Pablo Picasso hubiera podido ver la Luna de cerca, ¿qué tipo de pinturas habría dibujado?. Si John Lennon hubiera podido ver la curvatura de la Tierra, ¿qué tipo de canciones habría escrito?”, se pregunta el empresario en la página dearMoon.earth, que creó para el viaje.

Este grupo será el primero en dar la vuelta a la Luna desde el fin del programa Apolo, en 1972. Solo 24 estadounidenses lo hicieron y doce de ellos caminaron sobre el satélite.

Maezawa dijo que ya pagó la reserva de todos los asientos en el cohete BFR que se está construyendo, pero sin revelar el precio total. “Paga mucho dinero”, dijo Musk, subrayando que su contribución representa una parte significativa del desarrollo, cuyo costo total se estima en unos 5.000 millones de dólares.

La misión lunar durará cinco días. Luego de dar una vuelta a la Tierra, la nave apuntará hacia la Luna para dar una vuelta y luego regresar a la Tierra y aterrizar de manera vertical. El cohete podrá volver a utilizarse.

Para Musk, el BFR será capaz en el futuro, de unir la Tierra con “cualquier lugar del sistema solar”, con la condición de crear depósitos de combustible en Marte y otras partes.

Maezawa, de 42 años, es uno de los hombres más ricos de Japón y su fortuna se estima en 3.000 millones de dólares, según Forbes.

Su emporio se inició cuando, de regreso a Japón luego de vivir un par de años en EE. UU en donde conformó una colección de música con álbumes de sus bandas de rock favoritas y comenzó a vender CD y LP a domicilio enviándolos por correo.

Tres años después creó su segunda empresa, llamada Start Today, tienda online disponible en 72 países.

El magnate admiraba a SpaceX hacía un tiempo y se acercó mucho más al proyecto desde febrero después del exitoso lanzamiento al espacio del Falcon. “Estoy muy contento de haber podido participar en este evento en el propio lugar,” señaló en su cuenta de Twitter.

Fuente: www.laprensagrafica.com